Categories Menu

Nace el BEBÉ más GRANDE del Mundo pesando 18KG. ¡Conozca al bebé y a su madre! +13 Fotos

Dar a luz es uno de los momentos más hermosos que una mujer puede experimentar, pero también uno de los más complicados.

Un bebé recién nacido ronda entre los 46 y 53,5 cm, y los 2,5 y 4,3 Kg de peso.

Ahora imagina dar a luz a un bebé que pese casi 5 veces esa cantidad. Eso es exactamente lo que pasó en Australia.

Publicidad

Hay que tener en cuenta que es muy difícil porque una tiene que hacer mucha fuerza para poder hacer que el niño salga, obviamente como parto natural, porque si comienzan a haber problemas entonces es por cesárea.

Pero si ya es complicado dar a luz a un bebé que puede pesar como máximo 4 kilos y lo digo exagerando, no me quiero imaginar lo que debe ser dar a luz a un bebé que pesa 18 kilos.

Esto es mucho más de lo normal y aunque no lo creas ocurrió de verdad, en Australia. Una mujer tuvo un bebé que pesa casi 5 veces más de lo normal.

Algo impresionante
En Australia una mujer que pesa 272 kilos sorprendió a todos los que estaban en el lugar cuando dio a luz a un bebé de 18 kilos. Y es que, esto es algo que te deja en shock ya que no puede ser que un pequeño, que recién llega al mundo pese lo que debería pesar cuando tenga más de un año de vida.

Este bebé rompió un récord mundial, porque hasta ese momento el bebé más grande pesó 11 kilos.

En este caso hablamos de 7 kilos más, ahora debo decir que sí es algo sorprendente y que te deja pensando en cientos de cosas.

Pero la verdad es que también no es algo muy bueno ya que la mujer de por si no estaba en estado para tener un bebé, por lo tanto, le hicieron cesárea y es que por ningún motivo iba a poder nacer por parto natural

¿Sabes qué es la macrosomía?

Se conoce como macrosomía fetal al exceso de tamaño del bebé en su nacimiento, lo cual ocurre cuando el niño pesa más de 4 kg al nacer.

Un bebé es macrosómico cuando:

El peso del bebé es igual o superior a los 4 kilogramos
El peso del bebé al nacer supera el percentil 90 según su grupo poblacional
Estadísticamente, los bebés macrosómicos representan un poco menos del 10% de todos los embarazos.
¿Por qué tener un bebé macrosómico está ligado a complicaciones?

 

Un bebé macrosómico está ligado a complicaciones por:

Pueden presentarse dificultades durante su nacimiento debido a su tamaño
El parto puede alargarse demasiado tiempo, lo cual pone en riesgo la salud de la madre y el bebé
Hay una mayor probabilidad de parto por cesárea y todos los riesgos ligados a la misma
Mayor probabilidad de que el médico se vea forzado a utilizar fórceps o ventosas obstétricas
Mayor riesgo de que el bebé padezca distocia de hombros
Mayor riesgo de que el bebé sufra asfixia
Mayor riesgo a que el bebé desarrolle dificultades respiratorias

¿Cuáles son las causas?

Si bien hay ciertos factores que influyen en el peso del bebé en su nacimiento, en muchas ocasiones no se puede determinar la razón por la cual el bebé nace con macrosomía.

Los especialistas han determinado que las causas más comunes de macrosomía fetal son:

Diabetes: Si una madre padece diabetes, las probabilidades de tener un bebé macrosómico aumentan. La diabetes se produce cuando los niveles de glucosa en la sangre están por encima de lo normal.

Independientemente si la madre sufre de diabetes tipo 1 o 2, existe la posibilidad de tener un bebé macrosómico. Esto ocurre debido a que la insulina juega un papel muy importante en el crecimiento del bebé dentro del útero por lo que, cuando se aumentan los niveles de la misma, el ritmo de crecimiento aumenta y da lugar a un bebé macrosómico.

Genética: Si la madre o el padre del bebé presentaron esta condición al nacer, es más probable que el bebé también la presente. Es por esta razón que es común que en una familia hayan varios bebés nacidos con esta condición.

Aumento de peso en el embarazo: El aumento de peso en el embarazo es algo totalmente normal y necesario para el crecimiento del bebé.

No obstante, existe una diferencia entre el aumento progresivo y saludable de peso, con la ganancia de peso desproporcionada y excesiva. Cuando una mujer embarazada gana peso con demasiada rapidez, hay un riesgo mayor de tener un bebé macrosómico.

Obesidad: Cada año que transcurre la obesidad se hace más común en las personas, lo cual incluye a las mujeres embarazadas. Este factor está estrechamente relacionado con la macrosomía fetal, entre otras complicaciones que pueden suscitarse durante el embarazo.

La influencia del sobrepeso en la salud
Cuando los niños nacen con sobrepeso, en la mayoría de las ocasiones estos tienen muchos problemas y es que los kilos de más repercuten directamente en la salud del pequeño y también de la madre.

Por ejemplo, un caso muy común es que tenga hipoglucemia, lo cual son niveles bajo de azúcar en la sangre lo que termina dañando varios órganos como riñones, corazón y también el cerebro.

Son muchos los problemas con los que puede nacer por ello lo que te recomiendo es que durante tu embarazo te cuides con la alimentación. No seas esas madres que dicen, “estoy embarazada y por lo tanto voy a comer todo lo que quiera” porque no es así, todo lo que comes también va para el bebé por lo tanto hay que tener cuidado. No solo por el peso sino que es para cuidar la salud del pequeño y que a futuro no tenga problemas.

Por tu bienestar y el de tu hijo cuida tu salud. Realízate chequeos médicos con regularidad, come sanamente y haz al menos 30 minutos de ejercicio al día. Comparte esta importante y valiosa información y recuerda apoyarnos con un Me Gusta.

 

Fuente: Mundomaravilloso.com

Post a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *