Categories Menu

¿Sabías cuál es la Posición PERFECTA para Dormir? Dime cómo duermes y te diré qué padeces

En qué posición duermes: sobre la espalda, el estómago o de lado? ¿Mantienes los brazos rectos o extendidos o levantados sobre tu cabeza?

La mayoría de nosotros tiene una posición preferida, pero ¿sabías que algunas posiciones de sueño son más beneficiosas para tu salud que otras?

Si tienes problemas para quedarte dormido y despiertas sintiéndose más cansado que la noche anterior, esto podría ser una señal de que necesitas cambiar tu posición para dormir. Afortunadamente, los expertos tienen algo que aconsejarte sobre este asunto.

Publicidad

El Dr. John Douillard, sugiere dormir sobre tu lado izquierdo por estas razones:

Reduce la presión sobre la espina dorsal

Dormir sobre la espalda ejercerá presión sobre las caderas y la parte superior de la espalda y mantendrá la espalda baja suspendida, lo que a la larga es dañino.

Dormir sobre el estómago hará que el cuello y la espalda baja adopten una posición dañina para la columna.

Dormir sobre tu lado izquierdo es la posición en la que se aplica menos tensión sobre la columna vertebral, y además garantiza que los pulmones estarán recibiendo flujo de aire óptimo.

Ayuda a la digestión

Según Douillard, la velocidad con la que se digiere el alimento depende de la posición en que se encuentre. Debido a la forma de nuestros intestinos, los alimentos viajan desde el intestino delgado hasta el intestino grueso y luego hacia el colon más rápido cuando estamos acostados sobre el lado izquierdo.

Es bueno para el sistema linfático

Douillard explica que la mayor parte del sistema linfático está en el lado izquierdo del cuerpo, y ese es el lado donde la congestión linfática ocurre con mayor frecuencia. Dormir en su lado izquierdo asegurará que la gravedad ayude con el drenaje linfático natural.

Antes de ir a la postura propiamente tal, es necesario revisar el colchón y las almohadas. No sacamos nada con adoptar una buena postura en el colchón inadecuado.  Éste debe ser más duro que blando, para alinear correctamente nuestra columna vertebral. La elección de la almohada resulta más difícil ya que depende mucho de la persona.

Hay quienes deben usar una más alta y otros que sencillamente no usan. Es recomendable usar una intermedia. La densidad puede variar, lo importante es que para uno sea cómoda. Hace un tiempo ya, que salieron al mercado las de tipo “esponja viscoelástica” o con “memoria” que tienen la particularidad que se deforman al apoyar la cabeza y pueden amoldarse a las distintas formas. Yo uso este tipo y me acomoda bastante. Eso si me demoré un poco en aceptarla, al principio la sentía muy dura, pero fue sólo cuestión de tiempo.

Cuando ya tenemos la almohada correcta y el colchón adecuado es importante chequear nuestra postura. ¿Están conscientes de la postura que adoptan al dormir?. Cuando el sueño los vence, ¿se acomodan antes? o en general el sueño los vence viendo tele y suelen no recordar cómo se quedaron dormidos.

Estas interrogantes son importantes a la hora de dormir bien. Si bien durante la noche cambiamos mucho de posición, debemos elegir la adecuada por lo menos al inicio. Cuando noten que están a punto de dormirse deben acomodarse para iniciar el rico y esperado sueño. Es decir, sacar las almohadas y cojines que sobran y despejar la cama.

Con este escenario ya podemos adoptar la postura para dormir. Lo ideal es dormir de lado o como se dice técnicamente en decúbito lateral. Mejor aún con una almohada entre las rodillas.

Esta postura alinea correctamente nuestra columna y evita sobrecargas. La almohada entre las piernas ayuda a alinear mejor las caderas. Hay que evitar dormir boca abajo ya que el cuello permanece rotado todo el tiempo. Esta rotación mantenida sobrecarga las estructuras y por otro lado,  pierde totalmente el equilibrio de nuestra columna. Eventualmente podríamos dormir boca arriba, pero tenemos que preocuparnos de poner una almohada o similar bajo las rodillas. De no hacerlo aumentamos la carga lumbar, sobre todo en aquellos que tienen hiperlordosis(aumento de la curvatura lumbar).

En resumen la posición ideal para dormir es de lado y antes de iniciar nuestro esperado descanso nocturno es necesario invitar al cuerpo al buen descanso. Evitar elementos que sobren en la cama y elegir los correctos son parte del buen dormir. Buenas noches!!!!

Fuente: Perfecto.guru & Guioteca.com

Post a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *