Categories Menu

Método JAPONÉS que te ayuda a QUEMAR la GRASA ABDOMINAL rápidamente

Cuando nos dicen que surgió un nuevo método para perder peso o para reducir el tamaño de nuestra cintura, generalmente consisten en dietas poco saludables y perjudiciales para nuestro organismo o en el uso de medicamentos que pueden causar serios problemas en nuestra salud.

Muy diferente de estas técnicas peligrosas, lo que este método japonés hace es mucho mejor, sano y te lleva mucho más lejos. Sugerimos a la par, practicar yoga y adoptar posturas diarias como flor de loto, saludo al sol y varias asanas que ayudarán a mejorar además, tu salud física y mental. ¡Toma nota!

El método “Long Breath Diet”

Este método tiene una única exigencia: Respiración. Como si fuera un milagro de la ciencia, sólo respirando en diferentes posturas y siguiendo ciertas reglas, podemos perder hasta 13 kilos en sólo 50 días repitiendo ejercicios que nos ocupan apenas 10 minutos al día y no implican ningún exceso de esfuerzo de cualquier tipo. Aunque puede parecer magia, explicaremos el proceso paso a paso y la razón por la cual verás la reducción de tu volumen abdominal.

Publicidad

El origen del método de respiración

Aunque parezca que el origen del método viene de un estudio cuidadoso de la anatomía humana y técnicas para perder peso, la verdad es que es un resultado del azar. Un actor japonés, Miki Ryosuke, sufría de varios problemas en la espalda, que causaban un dolor severo. Para tratarlos, los médicos recomendaron una serie de ejercicios básicos de respiración para poder fortalecer las áreas lumbares y abdominales para evitar tales molestias.

Para la sorpresa del actor, en apenas algunos días el volumen de su abdomen disminuyó y era perceptible que él había perdido peso considerablemente. Entonces vio la posibilidad de divulgar estos ejercicios en un vídeo con la garantía de que es posible perder el mismo peso

1. Primera postura

Para la primera posición, debemos poner un pie adelante. Vamos a apoyar la mayor parte del peso de nuestro cuerpo en el otro pie, para colocar sólo el 10% de nuestro peso en lo que está delante. A continuación, empezamos a inhalar el aire, llenando nuestros pulmones por un período de 3 segundos de forma ininterrumpida. Una vez que nuestro cuerpo está oxigenado, comenzamos a levantar los brazos mientras exhalamos el aire por otros 7 segundos.

Al realizar este proceso, debemos apretar constantemente los músculos de los glúteos, para garantizar un ejercicio y una postura correcta. En el caso de esta etapa, tendremos que repetir el proceso por un período de 2 a 5 minutos por día.

2. Segunda postura

En la segunda etapa que tendremos que realizar, vamos nuevamente a apretar los músculos de los glúteos. Ahora, debemos colocar una mano delante del abdomen y la otra en la parte trasera de la espalda. Inspiraremos el aire por tres segundos y luego expiremos por siete, así como en el ejercicio anterior. En este caso, tendrás que concentrar tu fuerza en el abdomen, de modo que mientras expulsas el aire, vas a contraer estos músculos. Este ejercicio también debe realizarse por un período de entre 2 y 5 minutos al día.

Recuerda que, para que el ejercicio tenga algún efecto, debe repetirse todos los días. Considerando que sólo tomará un período de 4 a 10 minutos, no entorpece con otras actividades, se puede ejecutar en cualquier espacio físico y no necesita ningún accesorio adicional.

Como tampoco tiene necesidad de un cambio en la alimentación o ejercicio excesivo, no representa un riesgo para la salud y, de hecho, la pérdida de peso será un beneficio físico notable, además de mejorar tu control respiratorio.

Post a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *